Palabras que repelen: Amor, Dios y Ayuda

Yizette Cifredo/ October 15, 2015/ De Humanos/ 2 comments

Es increíble como ciertas personas pueden influenciar en tu manera de pensar sin darte cuenta. Esto pasa en todos los sentidos de la palabra y aspectos de la vida. Les confieso que, por varios años, había asumido una postura sobre la palabra “motivadora” que no era mía. Escuché decir a alguien que, eso de llamarse “motivador” o “motivadora”, no le gustaba; sin darme cuenta y sin cuestionarme sus motivos, rechacé la palabra y la descarte de mis posibilidades. Recientemente, fue que me percaté que yo no tengo problemas con esa descripción o “título” y que, por el contrario, es una excelente palabra que define mucho de mi personalidad y misión en la vida. Así que la acogí y me acepté. En mi proceso de reflexión sobre el asunto, me di cuenta que hay palabras que, paradójicamente, repelen. Digo “paradójicamente”, porque por su significado uno pensaría que debería ser todo lo contrario. ¿Qué de malo tiene la palabra “motivación”? Así como esa, les comparto tres ejemplos de “palabras” que causan resistencia o repulsión: Amor – A muchas personas les choca que uno les exprese afecto. De alguna manera, se “freakean”

Read More

En Orden Divino…

Yizette Cifredo/ February 24, 2014/ De Humanos/ 4 comments

Hay frases que siempre serán nuestras, pero nunca nos pertenecerán. Con esa conciencia adopté la frase “en orden divino”. No sólo para decirla sino practicarla. Hace algún tiempo, la escuché de unos amigos, maestros y guías espirituales que, muy generosamente, la vida me presentó. Desconozco si mi interpretación es la correcta, pero les comparto lo que representa en mi vida. Como siempre digo, por si les funciona o si les hace sentido… Todos y todas vivimos circunstancias “positivas” y “negativas”. Llamamos “positivas” a aquellas que nos convienen, benefician o que complacen nuestras expectativas. Llamamos “negativas” a aquellas que son opuestas a lo que deseamos y/o esperamos. Cuando las cosas salen “bien” (circunstancias positivas), ¡fiesta! No hay por qué abatirse o quejarse, todo esta “en control”. Sin embargo, si las cosas no salen como esperamos y/o deseamos, entonces es una tragedia y decimos que nos salen “mal” (circunstancias negativas). Pues, para mi el orden divino no tiene positivo ni negativo, es y punto. Así lo percibo… No trata sobre un plan delineado, sino sobre una realidad presente y única. Es tal y como resulta cada momento,

Read More