#NoMeCansoDeDarGRACIAS

#NoMeCansoDeDarGRACIAS

Hace mucho tiempo escribí y reafirmo todos los días que “quien vive en gratitud, vive en abundancia“. Ser agradecidx es mucho más que una respuesta o reacción provocada por un gesto de alguien para con nosotrxs; ser agradecidx es un ejercicio de reconocimiento, validación, empoderamiento y aceptación. Dar GRACIAS no es de la boca para fuera, sino de la conciencia hacia dentro. Requiere que aceptes lo que hay, lo que tienes, quién eres y quiénes te rodean, sin juzgar ni idealizar. Es observar tu vida detenidamente sin comparaciones y de ahí partir. Se trata de comprender cuánto peso e importancia le otorgas a lo que es y está. Que separes aquello que te compone, te conforma, eso que tiene cierta permanencia y relevancia de lo que es temporal y es más ruido que otra cosa. ¿Cuáles son las cosas que de verdad tienen importancia y merecen tu energía? ¿Cuántas de ellas son bendición y cuántas son miseria o atribulación? Sopesa sin minimizar ni exagerar. ¿De verdad tienes una nube negra persiguiéndote

Read More

6 años después…

6 años después…

Hace casi 6 años, tomé la decisión de concluir mis labores en uno de los proyectos de la TV que más me ha llenado de satisfacciones; un programa de entretenimiento e información que se llamó “En el Lente del Ojo Público”. No fue una decisión fácil porque me alejaba por un momento del medio que amo y respeto tanto. Sin embargo, fue una decisión necesaria e importante. Sobre todo, una decisión perfecta. Lo que he vivido durante este tiempo me ha ayudado a evolucionar como persona, mujer y profesional. Muchas veces, la vida nos lleva por caminos que nos aterran porque no los conocemos, pero siguen siendo caminos que nos llevan a algún lado, o a varios. Dicen que “la comida del pobre llega to’a junta” (aplica para cuando llegan muchas cosas que nos agradan y de esas que no tanto). Sin duda, cuando nos enfrentamos a cambios, no vienen solitos ni con anestesia. En ese momento en que recibes fuertes impactos, en especial cuando no vienen con fama, dinero ni “standing”, pasa algo

Read More

El abuso del PERDÓN

El abuso del PERDÓN

Perdón es una palabra de mucha fuerza. Para quien lo ofrece es el reconocimiento vulnerable y humano de haber fallado, de haber lastimado física, emocional, hasta espiritualmente, a otra persona. Puede ser la confesión de “arrepentimiento” de un acto o palabra que como consecuencia perjudica o afecta a alguien más. Puede ser, pero no siempre van de la mano. Para quien lo recibe es la validez de sus emociones, es el reconocimiento e importancia de su existencia, es la medicina que comienza a sanar la herida que provoca la ofensa. Perdón es mucho más que una muletilla trillada, es mucho más que una palabra prostituida detrás de la manipulación camuflada de humildad. Es terrible cuando en una relación la solicitud del perdón pasa a ser la norma y deja de ser la excepción. Cuando se pierde el cuidado y, por ende, se descuida a la persona y al mismo amor. Ya no hay tacto ni cautela y la torpeza involuntaria y voluntaria se hace frecuente. Es triste cuando se pierde el

Read More

¡Activa tus sentidos, sonríe y cuéntame!

¡Activa tus sentidos, sonríe y cuéntame!

No te dejes llevar por el “rush” diario; no dejes que el bombardeo de información, que las deudas, los compromisos, dolencias, las malas ni tampoco las buenas noticias se apoderen de ti. Más allá, no dejes que te desconecten de ti. Separa momentos, minutos del día para, en efecto, disfrutar lo que estás haciendo. Saborea esa taza de agua, jugo o café que te tomas en algún momento durante el “ajetreo” diario. Hazte consciente del sabor, de la temperatura, deja que baje lento, cierra los ojos y sonríe; Disfruta del silencio o de la música que escuchas durante el tapón de ida y vuelta a donde sea. ¡Olvídate si de otros carros te ven! Canta, baila, míralos si te miran, y sonríe; Aspira el olor de una flor o de una rica vela, y deja que evoque en tu memoria momentos plenos, y sonríe; Siente la textura de la piel de tu mascota, de tus hijos, tu pareja, o la tuya misma. Acaríciate con suavidad, siente cosquillas y sonríe. Expande la vista, líteralmente, mira más

Read More